Delincuentes hurtaron transformadores en Tacueyó y afectaron a 10 mil usuarios

Compartir

En menos de 72 horas ocurrieron nuevos ataques contra la sub estación de energía afectando a más de 10 mil usuarios, según la denuncia de CEO.

Video muestra el momento en el que personas desconocidas se roban el reconectador del circuito La Luz, desestabilizando las operaciones de la Subestación Tacueyó y dejando sin energía a más de 10 mil usuarios de Caloto y Toribio. Síganos en Facebook, Twitter e Instagram: Sucesos Cauca

Posted by Sucesos Cauca on Monday, April 13, 2020

Se indica que debido a la manipulación de equipos y conexiones que representan una situación de alto riesgo, la Compañía Energética de Occidente, se vió en la obligación de desenergizarla, lo cual afecta la prestación ebn el servicio en esa parte del nororiente del Cauca.

El comunicado más adelante, sostiene que “esta situación ha venido acompañada de amenazas hacia las brigadas de CEO y la infraestructura de las subestaciones de energía de Tacueyó en Toribio, Miranda, orinto y Japio en Caloto, por lo cual desde el pasado sábado, se solicitó la intervención de las autoridades locales, el gobierno departamental y del ejército nacional, con quienes se coordinan las acciones correspondientes”.

El sábado anterior ya se habían presentado hechos de esa misma naturaleza. El servicio se había restablecido el domingo en la tarde en más del 50 % de los usuarios afectados en los municipios de Caloto y Toribio tras los ataques a la red eléctrica, manipulación y hurto de equipos.

En un nuevo comunicado a la opinión pública, CEO, señala “Esto se logró a través de la reconexión de los circuitos Tacueyó, Toribío y Santo Domingo que hacen parte de la subestación, lo cual permitió que 5.839 usuarios recuperarán el servicio, mientras que el circuito La Luz, donde fue hurtado el reconectador, quedó sin fluido eléctrico al igual que sus 4.273 usuarios.

Sin embargo, tras los ataques presentados en las últimas horas contra la subestación Tacueyó y la falta de garantías para operar por las amenazas realizadas al personal técnico, CEO procede a realizar des-energización de toda la subestación con el fin de prevenir accidentes que puedan: cobrar la vida de quienes intentan manipular las redes, afectar a la población cercana a la subestación o causar daños mayores e irreversibles en la infraestructura eléctrica”.

Finalmente, se indica que “CEO hace un llamado a la comunidad de los municipios de Caloto y Toribío, a abstenerse de manipular las redes y la infraestructura eléctrica, pues además de arriesgar sus vidas, provocan mayores afectaciones y daños en el servicio de los que ya existen en esta zona debido a: las conexiones ilegales para la producción de cultivos ilícitos que sobrecargan constantemente los circuitos y la constante obstaculización de grupos al margen de la ley hacia las operaciones técnicas y comerciales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *