En estado de alerta se mantienen las comunidades indígenas en el norte del Cauca

Compartir

En estado de alerta se mantienen las comunidades indígenas en el norte del Cauca luego delos hechos de violencia que se han presentado, especialmente en los municipios de Corinto, Toribío y Caloto. 

Tal como se ha informado, a la entrada de la población de Corinto fueron asesinados, la profesora y autoridad ancestral, Oneída Argenis Yatacué y su compañero sentimental, Marcelino Yatacué Ipia.

Por ahora se desconocen los móviles y autores de este doble homicidio.

Por otra parte, una pareja que se había reportado como desaparecida en Tacueyó, municipio de Toribio fue encontrada asesinada en sector rural de Caloto, siendo identificados como Shirley Osnas Orozco y José David Hormiga.

A esos crímenes, se suma que en una confusa situación en el punto de liberación de la llamada madre tierra en Vista Hermosa, Caloto, resultó muerto en un procedimiento de la fuerza pública, Jefferson Tróchez de solo 17 años de edad. 

Los eventos de sangre contra la autoridad indígena y otros comuneros mantiene en estado de máxima alerta a las comunidades que hacen parte del CRIC y de la ACIN.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *