Defensoría del Pueblo pidió una investigación a operación desarrollada por tropas militares en Puerto Leguizamo, Putumayo

Compartir

La Defensoría del Pueblo solicitó investigar la operación militar del ejército el pasado 28 de marzo en la vereda el Remanso en Puerto Leguízamo, Putumayo, que dejó 11 muertos, presentados como presuntos disidentes de las FARC.

Según la entidad, en los hechos murieron un adolescente de 16 años, el presidente de la Junta de Acción Comunal, su esposa y un gobernador del pueblo indígena, entre otros civiles.

De acuerdo con el Ejército, la ofensiva se lanzó de manera coordinada con la Fuerza Aérea y la Fiscalía y tenía como objetivo dar captura a Carlos Emilio Loaiza Quiñónez, alias Bruno, jefe de finanzas del frente 48 de las disidencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *