Investigadoras FUP apoyan fortalecimiento de proyectos productivos con comunidades indígenas

Compartir

Como parte del proyecto de investigación, «Fortalecimiento de la Marca Sacha Kiwe», en el cual se profundiza acerca de las prácticas de los pueblos étnicos, milenarios y ancestrales alrededor de la planta Sacha Inchi cultivada en el territorio Kite Kiwe en el municipio de Timbío, se elaboró un diagnóstico por parte de las investigadoras Kelly Giovanna Muñoz, Laura Patricia Legarda B del grupo Convoca del programa de Comunicación Social de la Fundación Universitaria de Popayán, para determinar el impacto de las estrategias de marca implementadas por algunos productores étnicos para el desarrollo de procesos de seguridad alimentaria y el contexto de necesidades de la comunidad.

Con este proceso que cuenta con el respaldo del personal técnico ingeniera Deyanira Calderón y los estudiantes de los semilleros del programa de Comunicación Social FUP Comunicación y Territorio y Comunicación Periodismo TIC, no solo se buscó conocer las estrategias que venían llevando a cabo los pueblos étnicos, sino contribuir desde la academia a fortalecer los procesos de posicionamiento de la marca para posteriormente implementar las estrategias de marketing más efectivas que contribuyan al fortalecimiento comercial de Sacha Kiwe.

Durante este proceso de indagación se encontró que uno de los problemas más apremiantes es la alta tasa de desempleo. Razón por la que la comunidad busca alternativas para brindar empleo directo a 70 personas e indirecto a más de 120 y así impactar a jóvenes de la comunidad étnica y campesinos. Convirtiéndose en la prioridad número uno entre sus necesidades.

Sacha Inchi una alternativa de producción y apuesta comercial

La comunidad étnica del territorio ancestral kite kiwe encontró en el cultivo del Sacha Inchi, una apuesta alimentaria y una posibilidad de emprendimiento. Fue así como el cultivo de Sacha Inchi, es una de las unidades productivas. con una visión a gran escala, incluyente y dinámica. En esta actividad llevan alrededor de año y medio. Iniciaron en El Valle asociándose con otros cultivadores, ahora ya tienen cultivos implementados en su nuevo territorio y algunos comuneros en asocio con otros cultivadores tienen cultivos en el municipio de El Tambo.

Sin embargo, la comunidad se proyecta a ampliar las áreas cultivables pues tiene como meta que en una primera fase del desarrollo del proyecto de cultivo de Sacha Inchi se beneficien por lo menos 25 familias, ya que el modelo de cultivo implementado se basa en una práctica sostenible que implica el asocio con otros cultivos como aromáticas, plátano y maíz, y cada cierto tiempo se deja terreno para el descanso.

De acuerdo con el joven tito Alos Ramos, el cultivo de sacha es propio de su cultura, es milenario lo conocían sus ancestros. Es muy importante porque aporta muchos beneficios para la gente y es muy saludable porque tiene omegas 3, 6 y 9. y muchos beneficios más. “Soy cultivador de sacha tengo cerca de 700 plantas y este cultivo me ayuda para el sostenimiento y lo más resaltante la supervivencia.”

Se espera que 25 familias puedan beneficiarse del proyecto sobre el cultivo y la transformación de fruto de Sacha Inchi que tiene sus inicios con unas pocas hectáreas y se proyecta a ampliarse hasta 12, en el mediano plazo.

Investigadoras del proyecto:

Kelly Giovanna Muñoz: doctora en Ciencias Sociales y Políticas. Universidad Iberoamericana de México. Magister en Desarrollo Rural-Universidad Autónoma Metropolitana de México. Comunicadora Social Universidad Autónoma de Occidente.

Laura Patricia Legarda Burbano Comunicadora Social -Universidad del Cauca Especialista en Gerencia Educativa- Corporación Universitaria Minuto de Dios. Magíster en Gestión del conocimiento. Universidad Católica de Manizales.

Deyanira Calderón: Ingeniera Física de la Universidad del Cauca, con amplia experiencia en procesos de planificación territorial, gestión ambiental y en el desarrollo de proyectos productivos con comunidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *