Una colombiana hace parte de la junta que supervisará el contenido de Facebook

Compartir

La abogada y exrelatora especial de libertad de expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Catalina Botero Marino, será la colombiana, junto con otros integrantes reconocidos a nivel mundial, que hará parte del organismo que vigilará la regulación de Facebook sobre los contenidos que transitan y se comparten en esta multiplataforma tecnológica.

A través de una columna publicada en el diario The New York Times, los integrantes de la llamada Junta de Supervisión (Oversight Board en inglés), que se ha construido a lo largo de los últimos 18 meses, explicaron que se centrarán en cuestiones de contenido desafiantes, como el discurso de odio y el acoso.

Además, tiene como propósito tomar decisiones sobre si se debe permitir o eliminar contenido especifico de Facebook, Instagram, e incluso tiene que ver con grupos, perfiles y políticas de anuncios.

“Tomaremos decisiones basadas en estos principios y el impacto en los usuarios y sociedad, sin tener en cuenta los intereses económicos, políticos o de reputación de Facebook”, resaltó el pronunciamiento oficial.

Esta Junta se crea luego de las presiones internacionales que pedían mayores responsabilidades a Mark Zuckerberg, fundador de Facebook, frente al impacto que genera un canal de comunicación utilizado por más de 2.500 millones de usuarios mensuales.

Entre los perfiles de los 4 copresidentes y los 16 miembros, se hablan más de 28 idiomas y se buscó representar diversos sectores profesionales, culturales, políticos y puntos de vista.

¿Cómo funciona la Junta de Supervisión?

El organismo funcionará de manera similar a lo que es la Corte Constitucional para analizar casos en los que una publicación, un perfil, una página o alguna funcionalidad pueda estar afectando los derechos fundamentales de las personas. 

Los usuarios de Facebook podrán reportar casos específicos, una vez la red social tome una decisión sobre si el contenido debe o no permanecer en la interfaz, el usuario podrá apelar remitiendo su caso a la junta para que sea estudiado y analizado desde varios puntos de vista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *