En “Jóvenes por la Agricultura”, proyecto de estudiantes de Unicauca quedó entre los mejores

Compartir

Entre 100 jóvenes de 45 países que participaron en la quinta edición de la Cumbre de Jóvenes por la Agricultura, que promueve el liderazgo en el sector agrario, fue seleccionado como finalista al premio Thrive for Change, el proyecto BeFly, del caucano Johan Sebastián Chávez Mosquera, estudiante del programa de Ingeniería Agroindustrial de la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad del Cauca, delegado por Colombia a ese certamen que se desarrolló en forma virtual, entre septiembre de 2021 y marzo 2022.

El proyecto BeFly, que ocupó el puesto 12 entre 100, plantea una alternativa de alimento para animales de producción, como pollos, cerdos y pescados, un adecuado tratamiento de residuos orgánicos a través de la bioconversión, usando el insecto “mosca soldado negro”, nativo de Suramérica, en sus cuatro fases: huevo, larva, pupa y adulto.Esta propuesta nació de la unión de ideas y de la pasión de un equipo conformado por los jóvenes Julio César León, John Eduard Pinto, Ángela Natalia Martínez y Johan Sebastián Chávez Mosquera, estudiantes de Ingeniería Agroindustrial de la Universidad del Cauca, y de Gina Marcela Mutis, egresada de la Institución Universitaria Colegio Mayor del Cauca.En este proyecto usaron la mosca soldado negra como alternativa de alimento para animales, porque les preocupa la problemática de seguridad alimentaria que se presenta por el constante incremento en los precios de los insumos para la alimentación animal que importa Colombia, elevando los costos de producción y, por ende, desmotivado a pequeños productores de carne de cerdo y de pollo, además de afectar al consumidor con altos precios de esos productos.

También les preocupa la inadecuada disposición de los residuos orgánicos, así como los problemas ambientales y de salud pública que se presentan.Según Sebastián Chávez, este insecto en su fase larvaria se alimenta de residuos orgánicos para transformarlos en proteína de alta calidad para la alimentación de pollos, cerdos, peces e incluso mascotas. Además, el proyecto BeFly promueve el concepto de economía circular al utilizar residuos orgánicos que usualmente terminan en rellenos sanitarios generando problemas de contaminación, en cambio de producir alimento de manera sostenible.

Indicó el estudiante de la Universidad del Cauca, que en junio de 2021 se abrió la convocatoria al Premio Trive for Change para participar en la Quinta Cumbre Agrícola Juvenil, organizada por la empresa multinacional Bayer; esta convocatoria es abierta a diferentes iniciativas que buscan resolver el problema de hambre a nivel mundial. Para acceder a dicha convocatoria, los jóvenes entre 18 y 25 años deben demostrar vocación agrícola, como lo hicieron estos participantes.

En el año 2018 Johan Sebastián Chávez y su compañero John Eduard Pinto, crearon en Facebook la página de divulgación de contenido agrícola y agroindustrial que denominaron “Macizo Agroindustrial”, en la que se encargan de la creación y la distribución del contenido digital.

“Nuestra idea para participar en el evento se dio en 2019 en un seminario en el que hicimos el post en nuestra página, que llamamos Insectos por la Paz, organizado por la Universidad Nacional, usando la mosca soldado negro en un proceso de reincorporación de excombatientes, con beneficios ambientales y económicos para la comunidad y nos interesamos en este insecto y su potencial para aplicarlo en el Cauca, porque este es un departamento históricamente afectado por la seguridad alimentaria”, indicó Sebastián.

Para desarrollar esta iniciativa, en el año 2020 iniciaron pruebas con este insecto a nivel casero y en 2021 conocieron la convocatoria del Youth Ag Summit sobre proyectos que buscan reducir el hambre usando menos recursos, por lo que este equipo consideró que su proyecto cumplía con los requisitos exigidos para representar a Colombia.

“Quedamos muy felices de haber sido seleccionados entre más de 2.000 aplicaciones a nivel mundial, entre 100 proyectos que representaban 45 países”, agregó.Manifestó, que, en la Cumbre de este año, durante 6 meses los 100 delegados tuvieron la oportunidad de interactuar con líderes globales, profesionales de Bayer, científicos y antiguos miembros de la Cumbre como mentores de los proyectos. Además, participaron en el programa de incubación de ideas YAS University.

“Estoy contento y agradecido por haber representado a Colombia, a mi equipo de investigación y a la Universidad del Cauca en este evento internacional porque es una manera de intercambiar ideas con los jóvenes del mundo, así como crear redes de trabajo y lograr un reconocimiento a este proyecto que nació del entusiasmo de cinco jóvenes, que buscan que se acabe el hambre a nivel global”, indicó finalmente Johan Sebastián Chávez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *