El GPS de una motocicleta que acababa de ser hurtada, llevó a la Policía a descubrir una caleta con tres automotores más

Compartir

Hasta el barrio Chapinero de Popayán, llegaron los delincuentes para hurtar la motocicleta de un ciudadano quien la había dejado parqueada frente a su casa. Con lo que no contaban los delincuentes, era con que el propietario de la misma, le tenía instalado un sistema de rastreo satelital GPS, llevando a las autoridades de policía directo a una residencia donde se ocultaban motocicletas hurtadas.

Al percatarse del hurto, la victima dio aviso oportuno a la policía nacional y gracias al dispositivo GPS instalado en su motocicleta, se realizó el seguimiento en tiempo real del automotor, hasta ser ubicado al interior de una residencia en el barrio Portales de Santa Mónica de la capital caucana.

En dicho lugar, uniformados adscritos al Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrantes, no solo hallaron la motocicleta que se acababan de hurtar, sino diferentes motocicletas de distintos cilindrajes, reportadas como hurtadas.

De acuerdo a las investigaciones, el lugar era empleado para el ocultamiento de estos automotores para luego ser comercializados ilegalmente.

En el procedimiento policial no hubo capturados, sin embargo, la Policía Metropolitana de Popayán, invita a todos los conductores a reforzar las medidas de protección de sus motocicletas y no dejarlas expuestas en lugares sin la previa seguridad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *