Secretaría de Salud Departamental hace un llamado contundente frente al uso de la pólvora y los menores de edad

Compartir

Entre el 7, 8 y 9 de diciembre de 2020, en el departamento del Cauca se reportaron al Sistema Nacional de Vigilancia en Salud Pública – SIVIGILA, once personas lesionadas con pólvora, tres de ellas son menores de edad. De esa manera, el departamento ya lleva 14 casos desde que inició la vigilancia intensificada por pólvora, el 01 de diciembre. Los municipios que más reportaron casos fueron Santander de Quilichao y Popayán con cuatro casos cada uno, seguidos por Guapi, Corinto, Puerto Tejada, Toribío, Buenos Aires y Rosas con 1 caso cada uno. De los casos reportados al SIVIGILA, el 77.7% se presentaron en hombres y el tipo de lesión más frecuente fueron quemaduras de grado 2. El lugar más frecuente de los accidentes sucedió en la vía pública y entre los artefactos usados están petacas, granadas y totes.

La jefe de la cartera de salud del departamento fue enfática en el hecho de que el índice de menores lesionados en el Cauca a causa de la manipulación de la pólvora debe disminuir en el 2020, y debe contarse con herramientas jurídicas para ello. “No nos cansamos de insistir en las responsabilidades que tenemos todos los actores. Desde la Gobernación del Cauca, las 42 alcaldías municipales, el ICBF, los padres, los cuidadores y en general de toda la ciudadanía que quiere avanzar en el cuidado de las personas. Necesitamos corresponsabilidad de todos y todas, pues no queremos más menores lesionados por el juego, uso o manipulación de la pólvora. Es muy lamentable e inaceptable que en el día de velitas 2 menores hayan resultado lesionados” indicó la Secretaria de Salud Departamental, Lida Mera Paz, a la vez que solicitó al municipio de Popayán y al ICBF la acción inmediata para la atención del menor de tres años afectado, las responsabilidades de sus familiares y el reporte continuo al departamento para seguimiento y conocimiento continuo del caso.

La Gobernación del Cauca – Secretaría de Salud Departamental solicita todos los días a los 42 municipios a través del equipo de Vigilancia en Salud Pública las notificaciones inmediatas y obligatorias respecto a las personas lesionadas por manipulación o uso de pólvora. Además, una de las tareas a destacar que ha desarrollado el ente de salud departamental en los municipios es la de asistencia técnica que ha posibilitado facilitar la formulación, consolidación y actualización de los planes de contingencia.

Hasta el momento, 36 municipios del Cauca han acogido plenamente el ejercicio de asistencia y entregado oportunamente la información correspondiente a sus esquemas de atención integral del evento. En este momento se cuenta con decretos reglamentarios que facultan a la Policía Nacional para aplicar el artículo 29 y 30 del Código de Policía en el que están contempladas las sanciones y el ejercicio efectivo de implementación de la ley 670 de 2001 para garantizar la vida, la integridad física y la recreación del niño expuesto al riesgo por el manejo de artículos pirotécnicos o explosivos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *